Dale vida a tus espacios ¡Con Color!

Los colores más atractivos del planeta llamados colores vibrantes están muy de tendencia esta temporada,  valientes y confiados, donde resalta el verde.  Acá te enseñamos de qué forma emplearlos en la decoración de tu hogar, como es lógico, con la mercadería que hallas en nuestras tiendas.

Los colores vivos están singularmente indicados para animarnos en malos instantes solo con mirarlos, y llegan poquito a poco al planeta de la decoración. Es esencial que sepas que existen 2 grandes conjuntos de colores: los cálidos y los fríos. Los dos se pueden complementar para dar geniales resultados.

Los colores cálidos incluyen el amarillo, naranja y colorado, al paso que los colores fríos van del verde obscuro al violeta, pasando por el azul. Para conseguir un resultado armónico debes conjuntar los colores cálidos con otros cálidos y los fríos con tonalidades frías. Por contra, si lo que se quiere es destacar determinado elemento lo aconsejable es entremezclar los dos conjuntos.

En lo que se refiere a las dimensiones, en estancias pequeñas son más indicados los colores fríos, blancos o bien aun las aplicaciones de papel o bien vinilos en la pared, toda vez que se aplique con sensatez y originalidad. Por otra parte, si se trata de un espacio demasiado extenso se debe usar algún color vibrante y caluroso al tiempo, con la intención de lograr el efecto de que las paredes parezcan más próximas las unas a las otras. Con respecto a la luz, para los entornos poco alumbrados son aconsejables los colores frescos, al paso que en estancias muy alumbradas se pueden usar colores cálidos para crear una atmosfera equilibrada.

En lo que se refiere a las distribuciones del color por las distintas áreas, en las habitaciones se aconsejan colores más relajantes, suaves y tonos pastel que puedes conjuntar con uno fuerte. En la cocina y el comedor se pueden llevar colores fuertes y vibrantes, como el colorado y el naranja, puesto que estos despiertan el hambre. Colores como el lila y el azul valen tanto para los dormitorios y salones para los baños.

Asimismo se puede decantarse por el tradicional contraste entre el blanco y el negro, o usar la opción del efecto del blanco sobre el blanco, puesto que hay una extensa pluralidad de tonalidades en este color. Finalmente, debemos tomar en consideración que no es recomendable usar más de 2 o bien 3 colores con la intención de conseguir un entorno equilibrado y armonioso.

Ya antes de decidir el color para decorar la habitación, hay que tomar en consideración aspectos como el tamaño, la cantidad de luz que recibe o bien la dirección en que está orientada la estancia. Por poner un ejemplo, los colores cálidos y lumínicos son más indicados para una casa orientada cara el norte, al paso que un hogar orientado cara el sur admitiría mejor los colores vivos y los tonos pastel.

Más trucos para jugar con los colores: si se usa un tono más claro en el techo que en las paredes se provocará la sensación de que el techo está pero alto. Por contra, si lo que se quiere es disimular un techo demasiado elevado vamos a deber usar un color obscuro. Otro recurso realmente útil es el de aplicar rayas para alterar la percepción del espacio. Las rayas alargadas transmiten sensación de profundidad, al paso que las angostas provocan sensación de mayor altura. Los colores claros hacen que los muebles parezcan más grandes y los oscuros disimulan las formas grandes.

Estos colores son compatibles con la decoración más moderna. Los puedes aplicar en muebles, sillas, lámparas, tapizados y en un sin fín de artículos para darle alegría a tu hogar.

Por norma general decorar con muchos colores puede ser audaz, mas el resultado es espléndido. Un caso que no falla nunca: paredes claras con muebles de madera se alternan con otros de vivos colores. Combinas lo tradicional con las nuevas tendencias ornamentales.

En las habitaciones puedes emplear el color en cubrecamas, sillas y cuadros de colores vivos que le den personalidad y mucha vivacidad al espacio.
Acá te dejamos los colores más IN de esta temporada.

Amarillo: Es el tono del sol y se asocia con la luz y la claridad, transmite optimismo y alegría, es muy conveniente para la cocina y si lo empleamos para pintar la pared, ayuda a compensar la carencia de luz en habitaciones oscuras.

Naranja: Es un color con gran energía, el tono del fuego, complace tanto a hombres como a mujeres, muy conveniente para la decoración de salones y salas de estar, conforme las premisas del feng shui es el tono de la igualdad y la hermandad.

Rojo: Intenso y vanguardista que da un toque diferente

Turquesa: El azul es el tono del cielo y del mar, relajante y conveniente para una esquina de lectura o bien espacios donde meditar, asimismo para el baño, pues está en gran consonancia con el agua.

Violeta: Intenso y valiente, para los más irreverentes

Verde: El tono de las plantas, símbolo de la salud y el desarrollo, conjuntado con moblaje a base de fibras vegetales, nos ayuda a llevar la naturaleza a nuestra casa.

Fucsia: Eminentemente asociado con el sexo femenino, es un color con gran fuerza y energía positiva, estimulante y que atrae nuestra atención, muy conveniente para dormitorios juveniles.

Existen muchas formas de incluir color en el hogar, con la pintura, con flores o bien con complementos textiles, podemos dar a nuestra casa un toque veraniego y muy alegre.

Tal vez te interesen estas entradas